miércoles, 3 de febrero de 2016

Croquetas de Jamón Ibérico - con Thermomix -


En mi casa las croquetas que comemos habitualmente son las de mi madre. No suelo hacerlas, pues ella las hace bastante a menudo y le salen tan ricas que al final, salvo que me quede sin ellas o se me ocurra alguna receta nueva, no suelo hacerlas.

El último jamón que compramos estaba tocando a su fin, y con las partes menos tiernas yo preparo las croquetas.

El jamón siempre lo compramos en Salamanca, es un jamón muy rico y que siempre sale bueno. Lo descubrimos por casualidad en un viaje de trabajo de Pi y desde entonces compramos para toda la familia e incluso algunos amigos en El Pernil

Bueno ahora vamos a lo que vamos que es la receta de croquetas. Si me he animado a publicarla en el blog es porque algunas de vosotras me habéis comentado que no os gustan como salen las croquetas con Thermomix.  Yo utilizo el robot para hacerlas, pero hace mucho tiempo que tengo la receta modificada, pues me parece que quedan muy bastas.

Así que aquí os cuento como las hago:

INGREDIENTES:
150 gr. de jamón ibérico - yo lo suelo tener picado en taquitos-
65 gr. de aceite de oliva
65 gr. de mantequilla
170 gr. de harina
800 gr. de leche
Nuez moscada, pimienta molida y sal (cuidado con la sal si el jamón está sabroso).

PREPARACIÓN:
Poner el jamón en el vaso y triturar con 5 golpes de turbo. Retirar del vaso. 
Sin limpiar el vaso, añadimos el aceite y la mantequilla. Cocinamos 3 minutos, temperatura Varoma y velocidad 3 1/2. Añadimos la harina y programamos 1 minuto, velocidad 2 1/2 y temperatura 100º.

Añadimos la leche, la nuez moscada y la pimienta.  Mezclamos 10 seg. velocidad 6. Añadimos dos cucharadas del jamón picado anteriormente. Programamos 7 min. velocidad 4 y temperatura Varoma.
Terminado el tiempo, abrimos y añadimos el resto del jamón, mezclando con una espátula.



A continuación tenemos dos opciones, usar una manga pastelera o extender la masa en una fuente. Yo aquí si que hago como mi madre, y uso una fuente para extender la pasta y dejar enfriar. Normalmente la hago de un día para otro, y cuando la masa está fría la tapo con film y la meto en la nevera.











Al día siguiente bato 3 huevos bien batidos en un plato hondo. En otro plato pongo pan rallado y con una cuchara pequeña voy preparando bolitas que paso primero por huevo y luego por el pan rallado hasta hacer bolitas más o menos iguales.

Lo que suelo hacer es congelar la mayoría de las croquetas. Para ello, las voy colocando en una fuente que me quepa en el congelador... cuando la tengo llena la meto y la dejo un par de horas. Transcurrido el tiempo, la saco y con mucha rapidez paso las croquetas de la fuente a una bolsa de congelar, de esta manera, ni se me juntan unas con otras (como ocurre en los tuppers) y me ocupan mucho menos espacio.

1 comentario:

Beatriz Mandarinas dijo...

Hola! Acabo de descubrirte y por aquí me quedo viendo lo que cocinas ;) besos